Skip to content

Nueve empresas altoaragonesas excelentes ambientalmente

La iniciativa de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón y la Universidad San Jorge ha completado el proceso en 44 compañías de toda la comunidad.

La iniciativa de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón y la Universidad San Jorge ha completado el proceso en 44 compañías de toda la comunidad. Nueve empresas altoaragonesas, entre las 44 que han participado en toda la comunidad autónoma, han recibido el certificado que las reconoce como «Empresas Aragonesas por la Excelencia Ambiental EA-2», después de un proceso que se inició en diciembre de 2009 y ha concluido este mes de febrero.

Recientemente, en el Centro Internacional del Agua y el Medio Ambiente (Ciama), tuvo lugar el acto de entrega de estas certificaciones. Las nueve empresas oscenses que han cumplido satisfactoriamente con las exigencias del proyecto son Abba Huesca Hotel, la constructora Coanfi de Graus, Desimpacto de Purines Altorricón, Embutidos Artesanos Melsa de Graus, la compañía de limpieza y servicios Multianau de Graus, Palas BMH de Poleñino, Riegos del Alto Aragón, GICC (Gestión, Infraestructuras, Construcción y Consultoría) Alanta de Barbastro y la metalúrgica Inasa Foil de Sabiñánigo.

En esta convocatoria, han superado con éxito las diferentes etapas 44 empresas aragonesas, de las que 32 son de Zaragoza, 3 de Teruel y 9 de Huesca. La mitad han sido del sector servicios (5 grandes empresas, 12 pymes y 5 micropymes) y la otra mitad de la industria (5 grandes y 17 pymes).

Al final, han logrado la calificación de 3 Estrellas 3 compañías de las concurrentes, 23 tienen 2 Estrellas y 17 1 Estrella.

Empresas Aragonesas por la Excelencia Ambiental EA-2 vincula el diagnóstico de oportunidades medioambientales orientadas al ahorro de costes, a la consecución de un sello de excelencia medioambiental con la meta de ayudar a situarse dentro de una escala de excelencia ambiental.

El diseño se fundamenta en indicadores de sostenibilidad sido desarrollados y elaborados por la Universidad San Jorge y aprobados por el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, encaminados a la minimización de impactos ambientales y ahorros económicos en las compañías participantes.

El modelo ha identificado las oportunidades de mejora en las empresas. Dispone de 3 niveles de excelencia ambiental, que se otorgarán en forma de estrella. Los indicadores o requisitos ambientales necesarios para alcanzar la excelencia ambiental van dirigidos al cumplimiento legal, a la minimización de impactos y a potenciar los ahorros económicos.

Se dividen en un determinado número de indicadores que contienen criterios básicos de obligado cumplimiento para obtener la excelencia ambiental y criterios avanzados para aspirar a un mayor nivel de excelencia. No se limita a los aspectos recogidos en los sistemas de gestión de medio ambiente tales como la ISO 14001, sino que incorpora otras áreas como la información y educación ambiental o la integración en el entorno entre otros.

El proyecto ha ofrecido una metodología basada en indicadores para poder evaluar su problemática ambiental e identificar potencialidades de mejora y ahorro de costes, una asesoría técnica permanente en la identificación de la problemática ambiental y en la implantación de indicadores y medidas de mejora, la formación con talleres prácticos, la promoción y divulgación de las iniciativas destinadas a la prevención y reducción en origen de la contaminación a través de la difusión del sello de excelencia obtenido, avalado por el Gobierno de Aragón, la sensibilización del tejido empresarial de Aragón sobre las oportunidades de ahorro de costes que puede suponer una óptima gestión ambiental enfocada al ahorro de consumos ya la minimización de impactos ambientales y la entrega de una Guía para la empresa sencilla y práctica para la aplicación de indicadores de sostenibilidad ambiental en la empresa y optar a la excelencia. Esta guía, además, sirve para la educación en la política medioambiental de la empresa para todos los trabajadores que se incorporen una vez ya dispone de la certificación.

Ha constado de seis líneas de actuación que han permitido a la empresa conocer la problemática medioambiental e identificar las oportunidades de mejora y ahorro de costes: desarrollo de indicadores, formación a las empresas, auditoría ambiental a las empresas, servicio de consultas, actuaciones de empresas participantes y actuaciones del Gobierno de Aragón.

Fuente: Diario del AltoAragón.